En un modelo de Economía Circular donde los residuos se convierten en recursos, la industria del papel y el cartón está llamada a desempeñar un papel clave.

Sabemos que el futuro de los embalajes pasa por incorporar materiales sostenibles, reducir la huella ecológica asociada a su producción y uso, y que sus residuos puedan revalorizarse, sin descuidar el fin para el que se diseñan: proteger el producto. En ese futuro, los envases y embalajes de cartón serán una prioridad.

El cartón como material de embalaje sostenible

El cartón es un material natural, renovable, reciclable y biodegradable. Por eso, en los últimos años ha ido sustituyendo a otros materiales de embalaje tradicionales como el plástico.

Las fibras de papel y cartón son, además, mucho más resistentes de lo que se consideraba hasta ahora. Se ha demostrado que el material de envasado a base de fibra –papel, cartulina, cartón y cajas plegables– puede reciclarse más de 25 veces, manteniendo sus propiedades mecánicas para integrarse de nuevo al proceso de producción.

Esto lo convierte en uno de los materiales más sostenibles en el sector del embalaje y una de las soluciones de packaging preferidas para el consumidor.

Embalaje de cartón

¿Por qué el embalaje de cartón es el preferido de los consumidores?

La manera como las empresas envasan sus productos es una cuestión que preocupa a los consumidores, llegando a influir en sus decisiones de compra.

La Asociación Europea de Fabricantes de Cartón y Envases de Cartón revela que 4 de cada 5 consumidores prefieren los envases y embalajes de cartón a los de plástico. En su informe, dice que más de la mitad de los consumidores encuestados en España asegura haber cambiado de marca, porque el envase o embalaje no era reciclable o por utilizar un envasado innecesario. Y añade que un 82 por ciento estaría dispuesto a pagar más por envases y embalajes respetuosos con el medio ambiente.

Cartón- Embalaje sostenible y reciclable

El cartón es una solución ecológica de embalaje

Embalajes de cartón más utilizados en packaging

Para las empresas interesadas en incorporar la circularidad a su packaging, el embalaje de cartón representa un sistema con cero residuos, de importante valor social, económico y ambiental. 

Por su versatilidad puede emplearse en toda la cadena del packaging:

  1. Envases primarios, que están directamente en contacto con el producto.
  2. Embalajes para Ecommerce.
  3. Unidades de carga para almacenamiento y transporte de bienes de consumo.
  4. Elementos de protección, como los rellenos de interior para embalar los envíos de mercancía, o cantoneras para evitar la fricción durante el transporte.

Los embalajes de cartón más utilizados son:

Las cajas de cartón ondulado se pueden utilizar en tamaño estándar o de gran volumen para el embalaje y paletizado de mercancías ligeras y pesadas. Son plegables, lo que facilita su almacenamiento, reduciendo espacio.

Los palet box son cajas de cartón ondulado colocadas sobre un palé de madera o cartón. Su uso como expositores comerciales se ha extendido por su rentabilidad, ya que sirven a la vez como estante contenedor de producto y soporte publicitario, debido a que el cartón puede imprimirse fácilmente e incorporar huecos o estantes para colocar el producto.

El palet de cartón se compone de planchas de cartón onduladas y tacos de cartón macizos que se insertan a modo de pilares. Resistente y más ligero que el palet de madera, es también válido para el transporte internacional, sin necesidad de someterse a tratamiento fitosanitario.

La hoja de ruta hacia una Economía Circular está escrita sobre cartón.

Contacta con nosotros si te interesa incorporar embalajes reutilizables a tu logística.